jueves, 11 de marzo de 2010

REBELIÓN EN EL "COLE"


Después de mis estudios en la escuela primaria y antes de empezar a trabajar de aprendiz en Talleres Botey, ingresé en la Escuela Industrial dos años en los cursos de pre-aprendizaje, donde nos enseñaban los diversos oficios existentes como Mecánica, Electricidad. Artes gráficas, Fundición, Dibijo industrial y Gimnasia, de los que nos daban clases prácticas que me sirvieron de mucho en mi posterior vida laboral. Como estábamos en plena post-guerra (año 1952), con la dictadura gobernando el pais, recuerdo que antes de entrar a clase, nos hacían formar tipo cuartelario en el patio, precisamente delante del edificio de la Escuela del Trabajo, en la esquina de la izquierda (ver foto), había un mástil y uno de nosotros izaba la bandera española mientras los demás teníamos que canrar el "Cara al Sol", bajo la dirección de un falangista que empezaba la canción y nosotros continuábamos hasta el final.  No me acuerdo del motivo pero un día decidimos que no queríamos cantar mas el "Cara al Sol" y cuando el falangista empezó a cantar, nosotros mudos como muertos,  otro intento y nada................entonces dijo que empezaría a contar de tres en tres y a los que tocara, serían expulsados de la Escuela, ahí terminó nuestra "huelga" cantora.  La foto que he puesto es actual, poco ha variado desde entondes, quiza hecho de menos algunos árboles, la he hecho ésta mañana antes de ir al Hospital Clínic para una consulta que tenía programada para dos horas despues.

3 comentarios:

El ángel de Olavide dijo...

Tu testimonio Francisco, tiene mucho valor. La juventud e incluso gente mayor no se acaba de creer como fueron aquellos años.

Aurora dijo...

Sí que estás modernizado: haces la foto hoy mismo y la cuelgas en tu blog!! Te sirvieron de mucho las clases de gimnasia para tu vida posterior??? Creo recordar que te hacías el desmayado para dejar de correr, de lo mucho que te gustaba...
Un besito, papa!

Francisco Torrents dijo...

Tata: Tienes razón cuando dices lo mucho que NO me gusta la gimnasia, pero no fué allí donde me hice el desmayado sino en el Servicio Militar en Alcalá de Henares....